¿Funciona lo detox?

Yo cuando empecé la carrera jamás me había parado a pensar en todas esas modas dietéticas que aparecían y desaparecían cada X tiempo. Sin embargo, cuando salí de la uni, queriendo transmitir un mensaje, empecé a toparme una y otra vez con argumentos y preguntas mal enfocadas (¿el agua con limón depura? ¿engorda más el plátano o el melocotón?).  Me di cuenta de que es preciso abordarlas para poder seguir contextualizando lo que quiero transmitir realmente: la alimentación saludable real, normal y corriente.

Hablemos hoy del mundillo detox. De aquellas prácticas alimentarias que buscan ”desintoxicar” o ”depurar” nuestro cuerpo. ¿Por qué ahora? Quiero pensar que la sociedad se preocupa cada vez un poquito más por su alimentación. Pero muchas veces nos desviamos hacia terrenos pantanosos, y las dietas detox son pantanosas. Por eso hoy quiero aclarar un par de cosas: ¿la dieta detox funciona? ¿los batidos verdes eliminan toxinas?

¿Qué es la moda Detox?

Detox es una abreviatura del término ”desintoxicación”. Hace referencia a ciertos tipos de dietas en los que se enfatiza la importancia de eliminar las toxinas de nuestro cuerpo a base de vitaminas, minerales, antioxidantes…Eso dicen. Depende de la fuente (la vecina del quinto, la revista de turno o el naturópata-que-da-dietas) la puesta en práctica puede ser de distintas formas. Podemos encontrar sugerencias de plan detox a base de batidos de frutas y vegetales o tés exclusivamente (los famosos batidos verdes, tés detox…), mientras que otros incluyen más grupos de alimentos bajo la firme sentencia de eliminar o reducir los hidratos (la muerte). Es decir, en el mejor de los casos si eso lo que defienden es un primo feo de la dieta cetogénica (dieta muy baja en hidratos de carbono; puede ser útil en ciertas situaciones pero no es la mejor opción como norma general), cuando no dietas altamente restrictivas y basadas en un solo tipo de alimento, y por tanto con evidentes carencias nutricionales. También pueden venir aliñadas de un aura mitológica general: no incluir fruta en el postre, no tomar hidratos por la tarde/noche, huir de las grasas porque son malas malísimas… En general, se recurre a este tipo de dietas para ”purificarse” o para adelgazar.  O para las dos. Las barbaridades que se han escrito bajo el rezo detox son incontables e innombrables. Partiendo desde el principio: nuestro cuerpo no va a eliminar más toxinas por tomar bebidas de color verde. Ni de cualquier color, ya puestos. ¿Y por qué no?

Eliminar toxi…¿qué? 

Ya que tanto se habla de toxinas e intoxicación, vamos a aclarar antes unos conceptos. Cuando hablamos de infección o intoxicación alimentaria hablamos de una situación que ocurre al ingerir alimentos o bebidas contaminadas con bacterias, virus, parásitos (infección) o las toxinas (intoxicación) que generan estos mismos, que genera síntomas clínicos. También podríamos incluir aquí otras sustancias como venenos o metales pesados, o incluso alimentos que contienen toxinas de forma natural, como algunas setas o el famoso pez globo. ¿Cuáles nos pueden sonar? La salmonella, algunos tipos de E. Coli, la listeria… La ingesta de estas bacterias puede provocar síntomas como la diarrea, náuseas, vómitos o fiebre. También hay bacterias que producen toxinas mucho más serias, como la botulínica. No os queráis cruzar con esta. ¿Y por qué os cuento todo esto? Ah sí, desintoxícate con nuestro plan detox. Si tenéis la mala suerte de pasar por una toxiinfección alimentaria, un plan detox no va a funcionar.  Seguramente vuestro cuerpo se encargue de gestionarlo todo, si no es una infección seria, sino, lo que necesitaréis es atención médica.

Entonces…si el único rezo que tiene el plan detox no funciona en las intoxicaciones, ¿funciona en alguna otra circunstancia? Vamos a ver si nuestro cuerpo realmente necesita ayuda para desintoxicarse.

¿Qué hace nuestro cuerpo con las toxinas?

¿Cómo gestiona nuestro cuerpo la entrada de sustancias como extrañas a él como las toxinas? Y me refiero, ya que estamos, también a pesticidas, herbicidas o contaminantes en general. Nuestro cuerpo gestiona la entrada de toxinas o sustancias extrañas usando distintos órganos: los riñones, por los que fabrica la orina, donde se arrastran las sustancias que nuestro cuerpo no necesita (como el ácido úrico), las glándulas sudoríparas, que arrastran sustancias de desecho en la excreción de sudor (como el exceso de sal), los pulmones, que eliminan el CO2, y el hígado, que hace un trillón de cosas, entre ellas transformar sustancias tóxicas en sustancias inocuas para que nuestro cuerpo las pueda eliminar.

¿Necesita nuestro cuerpo desintoxicarse?

No, nuestro cuerpo no necesita desintoxicarse, necesita un hábito dietético que le permita funcionar de la forma más óptima posible para, en el caso de tener que eliminar sustancias tóxicas, poder hacerlo sin problema ya que todos los órganos funcionan bien. Un cuerpo donde no hay diabetes, no hay hipertensión, no hay hiperlipidemias, no hay inflamación. Hay riñones sanos con un consumo bajo en sal, pulmones sanos que no respiren tabaco, hígado que no beba alcohol (la copita de vino cuenta), intestino con una flora bacteriana sana (y por ende mejor sistema inmunitario) gracias a una alimentación abundante en vegetales y libre o con consumo muy bajo de ultraprocesados como la bollería, las galletas, los snacks o los precocinados, así como la carne procesada. Si estas pensando en depurarte tal vez debieras revisar todos esos puntos primero. Es decir, lo que importa no es pasar por ”procesos depurativos”, sino llevar una dieta saludable normal y corriente, pues ésta ya va a permitir que nuestro cuerpo se depure solo.

DE HECHO…

Estos planes suelen ser también una excusa para hacer una restricción grande de calorías. Pensar que tenemos que ”depurarnos” o ”compensar” con restricciones alimentarias inverosímiles como las que proponen este tipo de planes es como pensar que vamos a ”depurarnos” del tabaco dejando de respirar. Lo que tienes que hacer es respirar mejor, no dejar de respirar. Comer mejor, no dejar de comer. Si cada vez que sufrimos un descontrol alimentario lo compensamos a base de restricciones (de batidos o de lo que sea), a parte de que vas a marear a tu metabolismo, no estarás aprendiendo nada sobre qué es comer sano y cómo puedes mantenerlo en el tiempo.

piña detox humor ana belen rivero
No me pude resistir xD Igual de absurdo es a la inversa. Imagen del libro de Ana Belén Rivero (anabelénrivero.com) Mens Sana in corpore ¡Ni tan mal¡

Y ya puestos, tomar los vegetales en batidos no es la mejor opción, porque eliminamos parte de la fibra y no nos sacia tanto; aún si le dejamos la pulpa (si es un licuado o zumo directamente no es saludable), estamos quitando la masticación, la cual de por sí nos da saciedad a nivel neurológico. Tampoco estaríamos ayudando a que nuestras bacterias intestinales se alimenten, cosa que también es importante.

Ya pero… ¿Ayuda a adelgazar?

¿Matarte de hambre? Ah, sí, eso ayuda a adelgazar. A adelgazar de forma no saludable y con un más que previsible efecto rebote. Si hablamos de incluir batidos ”verdes” en nuestra alimentación habitual (presuponiendo que esta sea saludable; un batido verde en una dieta-desastre no va a hacer nada), reitero el párrafo anterior: si preferimos las frutas y verduras enteras, mejor, más saciedad. Si nos cuesta mil millones consumir fruta y verdura, los batidos de fruta y/o verdura pueden ser una herramienta para empezar a incluirlas en la dieta, de vez en cuando. Sobretodo si hacerte un batido de fruta evitará que te desayunes un Colacao con crispis, por ejemplo.

Y no olvidéis que vuestro cuerpo no ha nacido ayer, lleva muchos años desarrollándose en función de lo que ha recibido (desde la teta, sí). No olvidéis esto cuando queráis conseguir X resultados en X tiempo, porque si vuestro cuerpo ha tenido paciencia con vosotros, vosotros también podéis tener paciencia con vuestro cuerpo.

DETOX no sale en el diccionario de un nutricionista

Por lo tanto y en resumen, si un nutricionista te habla de eliminar toxinas, sé un poco escéptico, porque no, lo detox no existe, existe la alimentación saludable y sostenible, no hay más, pero tampoco hay menos.

Gracias por venir, y nos vemos en el próximo post!

2 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s